Archivo de la etiqueta: salud

Llueven tóxicos: Glifosato y atrazina en aguas de lluvia de la región pampeana


Articulo publicado por la Agencia Argenpress 9/12/2014

El modelo industrial agrícola, en contrario al modelo agroecológico, requiere de un paquete de biocidas y fertilizantes para poder producir. La inocuidad de ese paquete tecnológico asociado ha sido pregonada hasta el cansancio por sus defensores. Año a año, esta última década ha visto desmoronarse esos argumentos debido a la emergencia de la evidencia aplastante de las externalidades sanitarias asociadas a este modo de producir en el campo.

Millones de litros de herbicidas (en particular Glifosato -GLY- y Atrazina -ATZ-) son rociados sistemáticamente sobre tierras, aguas, y hasta poblaciones. Legislaciones restrictivas han empezado a alejar las aspersiones de los centros urbanos y de las escuelas, no siempre con éxito y no siempre a conciencia de que las derivas de esas sustancias son impredecibles. El discurso de las “buenas prácticas agrícolas” no sólo omite estas cosas, sino que de suyo, dejan bien en claro que durante más de 50 años los promotores de este modelo, hacían “malas prácticas agrícolas” sin siquiera pedir disculpas por ello.Podemos lograr que se alejen las aplicaciones de las personas… pero, ¿podemos impedir la lluvia?
Leer texto completo en: http://www.exactas.unlp.edu.ar/articulo/2015/2/9/lluvia_glifozato

Anuncios

El teléfono móvil aumenta hasta en 4 veces el riesgo de padecer cáncer cerebral


Los más jóvenes son los que presentarían un mayor riesgo

Por Dra. Mae-Wan Ho, 12 de noviembre de 2014

ISIS

telefonos_moviles2

El uso frecuente del teléfono móvil o del teléfono inalámbrico aumenta el riesgo de tumor maligno en el cerebro, según se confirma en un nuevo análisis realizado en Suecia; los teléfonos 3G son más peligrosos que los 2G, y los niños tienen un riesgo mayor; las directrices actuales de exposición deberían revisarse con urgencia, dice la Dra. Mae-Wan Ho

El último estudio, realizado en Suecia, incluye la revisión de los datos de dos estudios de casos y de control de tumores cerebrales malignos, durante el período 1997-2003 y 2007-2009, en comparación con los grupos de control emparejados por edad y sexo. El uso de los teléfonos móviles mostró un aumento en el riesgo de glioma (la forma más común de tumor cerebral maligno) hasta en 3 veces con un período de latencia de más de 25 años desde la primera exposición. El teléfono inalámbrico (DECT) aumentó el riesgo hasta en 1,4 veces, con un período de latencia de entre 15 a 25 años. El mayor riesgo aparece en la región del cerebro más cercana al lugar donde se utiliza el teléfono y los tumores aparecen en el lóbulo temporal cercano al teléfono (1). Además, los teléfonos 3G parecen ser más perjudiciales, con un mayor aumento del riesgo, con un período de latencia de entre 5 a 10 años. Y quienes comenzaron a usar teléfonos móviles antes de los 20 años, corren mayor riesgo que los grupos de más edad.

Estos hallazgos no suponen ninguna sorpresa. Vienen a confirmar estudios previos (ver [2] Los teléfonos móviles y el cáncer cerebral y otros artículos de la serie, SiS 51). El investigador principal, Lennart Hardell, profesor de oncología en la Universidad de Örebro, Suecia, fue el primero en advertir del vínculo entre los teléfonos móviles y los tumores cerebrales, en un artículo publicado en 1999 (3).

Un nuevo análisis

El nuevo análisis, llevado a cabo por Hardell y el estadístico Michael Carlberg, del mismo departamento Universitario, incluye datos de dos estudios de casos y el control de pacientes a los que se les había diagnosticado tumores cerebrales malignos en Suecia, durante el período 1997-2003 y 2007-2009, con edades comprendidas entre los 20 y 80 años de edad, y los 18 a 75 años, respectivamente, en el momento del diagnóstico (1). Los grupos de control estaban emparejados por edad y sexo. La exposición a las emisiones de los teléfonos se evaluaron mediante un cuestionario. También se preguntaba sobre el uso de teléfonos en un automóvil con antena externa o mediante un dispositivo de manos libres, ambos considerados como no-exposición. También se tuvo en cuenta qué oído era el más utilizado durante las llamadas de teléfono, o si se usaban ambos oídos por igual. Las tasas de participación fueron altas, con un total de 1498 casos (89%) y 3530 controles (87%).

Los estudios de casos y controles cubren un período durante el cual las tecnologías de telefonía han cambiado considerablemente. Comenzó con la primera generación de teléfonos analógicos que tenían una potencia de 1W a 900 Mhz. Los teléfonos GSM (Sistema Global para Comunicaciones Móviles) de 2ª generación (2G) a 900 MHz o 1800 Mhz de frecuencia, con una pulsación promedio de unas decenas de mW de potencia de salida. La tercera generación (3G) de teléfonos móviles, UMTS (Sistema Universal de Telecomunicaciones Móviles) tiene una mayor amplitud de la onda modulada, y suelen utilizar una banda de frecuencia más amplia (5 Mhz de ancho de banda) de 700 a 3950 Mhz a escala mundial, y de 900 a 2170 Mhz en Europa (4), con una potencia de salida del orden de unas decenas de μW.

Leer texto completo en: http://noticiasdeabajo.wordpress.com/2014/11/13/8394/

Jesús Martínez: “El consumismo infantil es una mezcla de pérdida de autonomía, miedos e inseguridad”


Republicado de Plataforma NoGracias
Jesús Martínez trabaja como pediatra en una población en las afueras de Madrid cercada por su aeropuerto, en una consulta en horario de tarde y en un puesto interino. Inquieto y sincero, un buen día decidió utilizar las redes sociales y el correo electrónico para acercarse a los padres de los niños que atiende, y recientemente ha publicado un libro que se llama como su blog, “El médico de mi hijo”. Escribe además en el Huffington Post. No hay tema que no toque y en el que no entre de lleno, sin ambigüedades. Y una muestra de ello son las respuestas a esta entrevista. Jesus Martínez

Según la última encuesta nacional de salud, los niños acuden una media de 15 veces al año a la consulta del pediatra. ¿Qué le parece esa cifra, alta, baja o “normal”?

Es verdad que en las consultas de pediatría hacemos muchas visitas inútiles como la mayor parte del programa del niño sano o revisión de la fiebre a los pocos días por si acaso, pero las cifras estadísticas siempre son moldeables y la media aritmética es la cifra más insolidaria y distorsionante que hay en matemáticas. Habría que ver de que edad estamos hablando. Efectivamente para unos críos entre 4 y 14 años es una barbaridad, puesto que a esa edad “no se ponen malos” han pasado ya los primeros años de escolarización y a partir de la vacunación de los 4 años muy pocas son las ocasiones que en situación normal se debería acudir al pediatra.
En los recién nacidos y primeros años entre las visitas programadas para vacunaciones y medicina preventiva y que se van a poner malos entre 5 y 7 veces en un curso escolar no me parece una cifra disparatada, mejorable en cuanto a tender a disminuir las visitas innecesarias, seguro, pero una al mes no se me hace excesiva el primer año. Insisto que lo importante de esta cifra es el para qué acuden, si es para control de niño sano es abiertamente una aberración, pero si valoramos los inicios de guardería o escolarización, no me parecen excesivas.
Pero si volvemos a la estadística y los mayorcitos no van a consulta, quiere decir que los pequeños van 30 veces al año, lo que de todo punto es una barbaridad.

¿Qué se esconde tras esa cifra? ¿Cuánto hay de consumismo, cuánto de miedo fundado y cuánto de inexperiencia en el cuidado de los niños?

Podría sonar viejuno cuando hablamos de los “los padres de ahora”, pero son modas y actitudes que varían con el tiempo y que cada generación modifica a su gusto. Con mis hijos no se hacía esto, yo soy ya mayor evidentemente, y las abuelas y bisabuelas tampoco, es verdad que siempre que digo esto me arrojan a la cara lo de la gran mortalidad infantil de otras épocas, pero desde que yo empecé en esto si que ha cambiado y mucho las actitudes y aptitudes de los padres al enfrentarse a la crianza y autonomía de su “camada”.
Cada día más la sociedad nos aboca a una sensación de que todo tiene que tener una solución, la enfermedad no puede existir, en nuestro días es absurdo ver a un niño con mocos colgando, seguro que tiene que haber un remedio, si se le puede trasplantar medio cuerpo, ¿como no va a haber una solución al grandísimo problema de unos mocarros verdosos?
La tele lo dice, hay mil remedios para todo, “consulte a su médico o farmacéutico”, mi niño no come, le doy un potingue, mi niño no duerme le doy otro, todo tiene una solución ya, y todas las soluciones exigen pasar por caja, pero da igual para el niño lo que sea y lo más caro si puedo. El consumismo infantil es una mezcla de delegar funciones perdiendo autonomía, miedos e inseguridad que nos crea un entorno competitivo donde no se puede fallar ni ser mediocre, y materialismo occidental consumista donde los padres no quieren invertir en tiempo con sus hijos, porque no lo tienen o lo quieren utilizar para otras cosas, pero no podemos estarnos en limpiar mocos o cacas, con lo que avanza la sociedad debería haber una solución.

¿Qué le entra por el cuerpo cuando ve una caja de galletas o un botellín de agua mineral con el logotipo de una conocida asociación de pediatras?

No me gusta, cierto, es verdad que este caso viene de lejos y ya le costó el cargo a la anterior junta directiva y que los contratos leoninos firmados han hipotecado la asociación durante mucho tiempo. Habría que preguntarse si queremos congresos de cinco estrellas con cenas en el Ritz y Palacio de Congresos a todo lujo, habría que preguntarse y revisar esas cuentas que sean transparentes. Que sea accesible el conocer de donde vienen los ingresos que permiten a las sociedades hacer cosas interesantes, porque pienso que necesitamos a las sociedades científicas y que tienen que tener recursos, pero es imprescindible la transparencia. Si le digo la verdad no me gustan los stands en los congresos, pero en caso de estar prefiero ver uno de galletas (supongamos de buena calidad y utilidad en la dieta infantil) o de pañales, que el de un medicamento inútil y peligroso sin evidencia.

Hoy día, cuando un niño nace en un hospital es tradición que reciba al alta una canastilla llena de productos de todo tipo. Desde muestras de toallitas o de preparados para los gases hasta diferentes tipos de cremas para el culo o suavizantes para la ropa. ¿No es una forma muy precoz de introducir a los niños en la sociedad del consumo? ¿Porqué se permite?

Es el bautismo consumista, es la medalla de honor recibida en ese momento, aunque previamente los padres se han informado y obtenido puntos en revistas, programas de preparación, televisión, foros y blogs de Internet de todo tipo. El embarazo y periparto es la época de la vida, sobre todo de la madre, donde más se consulta Internet, donde se consumen revistas y todo tipo de libros sobre maternidad, de hecho mi editorial me animó a publicar con estudios donde se asegura que todo lo que se dirige a este tramo de la vida tiene éxito de ventas. No es solo la canastilla que se les da con todo tipo de productos, tetinas, biberones, homeopatía, etc, es también la inducción al consumo de sucedáneos de leche en vez de fomentar la lactancia materna, rotaciones de laboratorios lecheros y promoción de todo tipo de formulas entre el personal facultativo y de cuidados en los cruciales días de la inseguridad y los miedos ante el nuevo miembro de la familia.
Es una época que desde el punto de vista del marketing dirían ideal, una población sensible, deseosa de soluciones y con las orejas abiertas a cualquier propuesta, para la industria sería un error dejar pasar esa oportunidad, debe estar ahí si o si.
¿Por qué se permite? No se, quiero pensar bien y no pensar en comisiones, pero los congresos de lujo cuestan 500 euros de cuota y nadie los suele pagar, o te admiten una ponencia o lo paga la industria. A veces solo es un dejar hacer, un “como siempre se hizo así, ¿qué mal hay?”

El consumo de fármacos entre los niños con síntomas de ansiedad, inquietud, insomnio o hiperactividad, por citar ejemplos, se incrementa año tras año. Pensamos que es un fenómeno nuevo, hasta que vemos anuncios como éste de principios del siglo XX: Se trata de un preparado administrado en botellitas como biberones, que contenían un sirope que llevaba amonio, cloroformo, codeína, cannabis, morfina y heroína. Se utilizaba para la irritabilidad que provocaban los dientes al salir, para los niños que lloran por las noches o los que tienen cólicos. Me imagino que me dirás que ambas situaciones no son comparables, que lo de antes es una barbaridad. Pero, ¿parten de la misma base o lo de ahora tiene una justificación médica?

Sigue siendo una barbaridad y no tiene justificación médica ninguna, evidentemente, el abuso desde la primera infancia de gotas para dormir, aunque sea agua homeopática o hierbas o antihistamínicos, pero ya es la cultura de darle algo para algo, ya sea para dormir o para que descansemos o para relajarlo, sin ir a la causa, sin profesar el mínimo respeto por el menor. Antes se les daba dos cucharadas de codeína para dormir por si tosía y porque sobre todo no se despertaba. Y no digamos de mayor con la medicalización de los suspensos y su catalogación y etiquetado como déficit de atención o niño inquieto.
Mucolíticos, expectorantes, antitusivos y el sumum de la medicalización en la infancia española como es el abuso de antibióticos, con cifras espectaculares de uso indiscriminado en procesos habitualmente virales.
Si para una fiebre se le da un antibiótico, si para un catarro uno o dos mucolíticos, si para un broncoespasmo un antileucotrieno, pues es lógico pensar que si el niño suspende y da por saco todo el día de demos lo que sea para pararle, aunque el niño esté sufriendo un “abandono” de cuidados por parte de los mayores que le circundan, padres, profesorado, médicos.

Un tema recurrente: las vacunas. Pocas personas cuestionan las que han formado parte del calendario hasta hace escasos años, pero con la irrupción de nuevas vacunas como la del papiloma, la varicela, el neumococo, la gripe o el rotavirus, no todo es consenso. Algunos van más allá y aventuran que esta proliferación de vacunas está contribuyendo a lanzar la idea de que la enfermedad es, por definición, evitable. ¿Es saludable tener vacunas para todo?

Ya lo hablaba al principio, es la otra pata de banco que faltaba, trasplantes, jarabes para todo y vacunas, cuantas más mejor. Me preocupa como ha cambiado el proceso de selección de vacunas y su comercialización, si recordamos hace unos diez años se hizo una campaña a colegios, guarderías y padres a través de publicidad abierta de la vacuna del neumococo, era un cambio global en la forma de publicitar o lanzar al mercado un medicamento o vacuna, ya no iba dirigida al profesional, ya no hay pestes que erradicar, iba dirigida a crear una necesidad en el gran público, nadie sabía que era eso del horroroso neumococo, ni siquiera las cifras de morbimortalidad, ni siquiera que temibles enfermedades causaba, ni siquiera se preguntaban si las podía evitar tan mágico remedio, pero todos corrieron a vacunar a sus niños pagando lo que pidieran. Visto el éxito mundial salieron otra vacunas primero creando la necesidad y luego vendiendo el remedio, así surgió la del rotavirus y la varicela y para rematar, si anunciamos que tenemos un remedio para el cáncer, el éxito está asegurado, gobiernos de todo el mundo se lanzan a financiar la vacuna contra “el cáncer de cuello de útero” que nadie conocía a ninguna mujer que lo hubiera tenido, pero era fundamental el implantarlo y además a temprana edad, antes de que las niñas se dieran al proceloso mundo de la fornicación.
Es bueno tener vacunas, pero es bueno que insistamos los profesionales en qué vacunas queremos tener y en exigir que sean de calidad y no tengan una obsolescencia programada para multiplicar sus dosis hasta el infinito. Y vuelta a empezar, es bueno tener sociedades científicas y comités evaluadores, limpios de humos industriales e independientes, que aboguen por unas vacunas de calidad.

En su libro “El médico de mi hijo” hace usted mucho énfasis en la responsabilidad de los padres en el cuidado de los niños. Hace años un amigo me contaba el relato de una abuela replicando que cuando ella era niña, efectivamente, no les quedaba otra opción a sus padres que cuidar de la salud de ella, pero que ahora que hay por todos lados médicos y enfermeras, hospitales y centros de salud, eso es un atraso. ¿Qué le diría usted a esa abuela?

Tiene razón la abuela, ahora que hay medios sería una barbaridad perder un oído por no usar antibióticos, quedar cojo por no vacunar contra la polio o que un bebé muriera por el hecho de haber nacido con poco peso. Las bondades del progreso hay que cogerlas todas, pero en ese proceso no podemos perder nuestras habilidades, no podemos perder autonomía para cedérsela a los poderes fácticos, gobiernos o profesionales ya sean médicos, abogados, o fontaneros. No puedes llamar a un electricista para que cambie una bombilla de tu casa, pero a lo mejor si debes de llamarle para que te haga todo el cableado de la casa, por seguridad si tus conocimientos no dan para ello. Perder autonomía es perder libertad y esta sociedad está muy interesada en que los ciudadanos pierdan su libertad delegando no solo su voto, sino también el poder de cuidados de su persona y su entorno, al fin y al cabo el poder de decidir sobre su manada.

Basura electrónica: de qué se trata y cómo afecta al medio ambiente


Continuamente estamos produciendo residuos, desde bolsas de supermercado, envoltorios y botellas hasta pilas. Pero sin dudas, uno de los grandes problemas de nuestro tiempo es la chatarra electrónica.

Por Ma. Soledad Chiramberro | mschiramberro@revistamagna.com.ar

Algunos estudios afirman que en Argentina cada habitante produce alrededor de 2,5 kilos de basura tecnológica al año, mientras que las cifras de Estados Unidos y Europa son todavía más alarmantes, entre 15 y 20 kilos anuales. En nuestro país sólo el 5% de esa basura se recicla.

Como es sabido, estos residuos contienen elementos contaminantes y requieren un tratamiento especial para evitar que esos componentes se propaguen en el suelo. Mientras los aparatos están en funcionamiento no presentan ningún tipo de riesgo, pues bien al ser desechados en basurales comunes, estos artefactos reaccionan con el agua y la materia orgánica liberando tóxicos al suelo y a las fuentes de aguas subterráneas.

Algunos estudios afirman que en Argentina cada habitante produce alrededor de 2,5 kilos de basura tecnológica al año. Imagen: psicrono.com

Los artefactos más contaminantes son: las pilas, las baterías, los tubos fluorescentes y las lámparas de bajo consumo, los cuales por su contenido tóxico atentan contra el ambiente y la salud.

Leer texto completo en Revista Magna Online: http://revistamagna.com.ar/basura-electronica-de-que-se-trata-y-como-afecta-al-medio-ambiente/

La tierra de los gurises envenenados


Argentina-evenenamiento-ninos

Por Silvana Melo, Pelota de Trapo, julio de 2014

Cuando se murieron los perros y José había perdido la alegría de siempre, corrieron malos presagios en la chacrita humilde de los Rivero. A quince metros, llovía periódicamente una nube de fuertes olores sobre los tomatales. La deriva cubría la casa, la ropa tendida, el cuero de los animales, la piel y el cabello, la tierra que a José le gustaba llevarse a la boca mientras jugaba, libre, en un campo traicionero. Tenía cuatro años.

Se murió envenenado. Había fosforados en su cuerpo. Hace días, horas, la Justicia absolvió por “falta de méritos” al dueño del campo. Alguien asesinó a José Rivero pero nadie irá a la cárcel.

Bovril tiene 14.000 habitantes y está muy cerca de Paraná. Desde que cambió su perfil productivo, la gente comenzó a enfermarse distinto. La ampliación de la frontera agrícola, empujada violentamente por la soja y las alteraciones genéticas, disparó las muertes por cáncer en los últimos quince años. Atrás quedaron, muy lejos, los infartos y ACVs. En esos mismos quince años –entre 1995 y 2010- aumentaron exponencialmente las pérdidas espontáneas de embarazos y las malformaciones. Todas las barras de los gráficos tocan las nubes entre 2005 y 2009.

Bovril es la Capital Provincial del Gurí Entrerriano. En su territorio confluyen los gurises una vez por año y son celebrados. Después, se los fumiga en chacras y escuelas rurales.

“Bovril no tenía casos de hipertiroidismo, cánceres o pérdidas de embarazo hace más de una década. Algo similar pasó en el estudio que hicimos en Totoras (Santa Fe), otrora capital nacional de la leche, que hoy a su alrededor, ya no tiene tambos. Hizo el mismo cambio de perfil epidemiológico que la ciudad entrerriana”, dijo el Dr. Damián Verzeñassi, responsable académico de los campamentos sanitarios de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de Rosario.

La soja en proceso de transgénesis ocupa el 60% del área sembrada del país. Son 20 millones de los 35 millones de hectáreas cultivadas. Se desforesta una hectárea cada dos minutos para ampliar la frontera agrícola.

400 millones de litros de agrotóxicos se utilizan en cada campaña, alrededor de unos 15 millones de personas. Las malezas caen fulminadas. Y los pájaros y los peces. Muchas veces también la gente, como José Rivero y Nicolás Arévalo (cuatro años) en Lavalle, Corrientes; como los tres primitos Portillo en El Tala,

Entre Ríos; como Ezequiel, en el establecimiento Nuestra Huella, en Pilar. Todas yerbamalas que ensucian el negocio. Darío Gianfelici es médico en un pueblito de campaña en Entre Ríos. “A fines de los ´90 empecé a notar cambios en el perfil de las enfermedades de los pacientes. Y comencé a investigar para ver qué había cambiado”, relató a APe.

En 1996 irrumpió la soja transgénica en la Argentina. Felipe Solá firmó la autorización a través de un expediente administrativo de 136 folios. 108 son informes presentados por Monsanto en inglés (Safety, Copositional and Nutricional Aspects of Glyphosayte-tolerant Soybeans). El apremio fue tal que nadie los tradujo. Probablemente ni los leyó. En 81 días se ponía en marcha la carrera infernal de la transgénesis, la ampliación de la frontera agraria a costa de pequeños pueblos, de animales, de gentes y de bosques que acolchonan las tormentas y respiran para todos.

Leer texto completo de dos páginas en: http://millonescontramonsanto.org/la-tierra-de-los-gurises-envenenados/

Richard J. Roberts, premio Nobel de medicina: “Curar enfermedades no es rentable para las farmacéuticas”


AFP.- El premio Nobel de medicina británico, Richard J. Roberts, denunció a las grandes farmacéuticas de anteponer sus beneficios económicos a la salud de las personas, deteniendo el avance científico en la cura de enfermedades porque curar no es rentable.

“Los fármacos que curan no son rentables y por eso no son desarrollados por las farmacéuticas que, en cambio, sí desarrollan medicamentos cronificadores que sean consumidos de forma serializada”, dijo Roberts en una entrevista a la revista digital ‘PijamaSurf’.

“Algunos fármacos que podrían curar del todo una enfermedad no son investigados. Hasta qué punto es válido que la industria de la salud se rija por los mismos valores y principios que el mercado capitalista, los cuales llegan a parecerse mucho a la mafia”, se pregunta el nobel de medicina de 1993.

El científico e investigador acusa a las farmacéuticas de olvidarse de servir a las personas y preocuparse solo de la rentabilidad económica. “He comprobado cómo en algunos casos los investigadores dependientes de fondos privados podrían haber descubierto medicinas muy eficaces que hubieran acabado por completo con una enfermedad”, explicó.

Añade que las empresas dejan de investigar porque “no están tan interesadas en curarle a usted como en sacarle dinero, así que esa investigación, de repente, es desviada hacia el descubrimiento de medicinas que no curan del todo, sino que cronifican la enfermedad y le hacen experimentar una mejoría que desaparece cuando deja de tomar el medicamento”.

Ante esto, señala que es habitual que la industria esté interesada en líneas de investigación, no para buscar curas a ciertas enfermedades, sino que “solo para cronificar dolencias con medicamentos cronificadores muchos más rentables que los que curan del todo y de una vez para siempre”.

Respecto a las razones del porqué los políticos no intervienen, Roberts argumenta que “en nuestro sistema, los políticos son meros empleados de los grandes capitales, que invierten lo necesario para que salgan elegidos sus chicos, y si no salen, compran a los que son elegidos”.

Fuente: http://www.alertadigital.com/2013/05/17/richard-j-roberts-premio-nobel-de-medicina-curar-enfermedade-no-es-rentable-para-las-farmaceuticas/

——————————–

Leer el artículo: El Nobel Richard Roberts: “Se me citó incorrectamente”

http://charlatanes.blogspot.com.ar/2013/12/el-nobel-richard-roberts-se-me-cito.html

Las ondas de la conexión WiFi pueden matar a las plantas


Tras doce días de experimento las semillas situadas cerca de un router habían mutado de color y forma

Las ondas de la conexión WiFi pueden matar a las plantas

afp

Un experimento llevado a cabo por cinco alumnas de un instituto de secundaria en Dinamarca ha despertado el interés de la comunidad científica sobre los efectos que las ondas emitidas por los móviles y los routers con WiFi pueden ejercer sobre el entorno, en concreto, sobre las plantas.

Estas cinco chicas, que querían averiguar por qué tenían la sensación de que se concentraban mucho peor aquellos días en los que habían dormido con el móvil junto a la cama, decidieron probar los efectos de las ondas emitidas por un router sobre semillas de plantas.

Escogieron un router porque el tipo de microondas que emite es muy similar a las que transmiten los teléfonos móviles, y ubicaron junto a este dispositivo una maceta con seis semillas de berro sembradas. Después, en otra habitación independiente, en la que las condiciones eran las mismas (agua, temperatura y luz solar fueron controladas por las chicas para que así fuera), a excepción de la ausencia, en este caso, del router, plantaron otras seis semillas de berro del mismo tipo en otra maceta.

El resultado, tras doce días de experimento, es que las semillas que no se situaban junto al router germinaron normalmente, mientras que las que sí estaban ubicadas en la habitación del módem habían mutado de color y forma: estaban marrones, ajadas y resecas.

En declaraciones recogidas por Mashable, la profesora de estas cinco alumnas, Kim Horsevad , ha explicado que, aunque las alumnas repitieron dos veces el experimento y lo hicieron lo mejor que pudieron dentro de sus habilidades, «no se trata de un estudio profesional, sino de un experimento de instituto».

No obstante, Horsevad ha defendido ante los medios que sus estudiantes se encargaron de controlar que las condiciones fueran exactamente las mismas para ambas macetas de semillas. Entre las reacciones que ha despertado la noticia, muchas aseguran que fue el calor del router lo que ha secado las semillas, y no sus microondas, ante lo cual Horsevad responde que el dispositivo estaban ubicados a la distancia suficiente como para que esto no sucediera y que la temperatura de las plantas fue comprobada y monitorizada mediante un termostato.

«Puede que haya otras variables que se nos hayan escapado a las alumnas o a mí, pero no sé cuáles pueden ser», ha confesado Horsevad.

En cualquier caso, el experimento ha despertado interés más allá de los periódicos y las fronteras danesas. Un profesor sueco de neurociencia, Olle Johanssen, y el doctor Andrew Goldsworthy del Imperial College de Londres ya han manifestado su intención de repetir esta misma prueba en un entorno de laboratorio profesional. Habrá que ver hasta dónde llegan los resultados esta vez, y si hay ocasión de comprobar si las sospechas de las alumnas danesas sobre la influencia del móvil en su capacidad de concentración eran fundadas.

Las ondas de la conexión WiFi pueden matar a las plantas

Fotografía de Mashable en la que se muestran (izq) las semillas cercanas al router

Fuente: http://www.abc.es/tecnologia/informatica/20131219/abci-experimento-ondas-wifi-matar-201312191838.html#.U1-9Fyn8Hbs.facebook

EXPOSICION SOBRE LOS EFECTOS DEL ELECTROMAGNETISMO DEL DR ROBERTO MARCER EN AUDIENCIA PUBLICA POR SUBESTACION OLIVOS DE EDENOR


celmaelectromagnetismo
24 de abril de 2014 a la(s) 16:33

En el 2012 en el Partido de Vicente López (Provincia de Buenos Aires), se llevaron a cabo las audiencias públicas por la instalacion en la localidad de Olivos, de una Subestacion eléctrica de la empresa Edenor, en un predio cedido por la Municipalidad, ubicado en la intersección de las calles Bartolomé Cruz y el Vial Costero; un espacio verde público muy concurrido con vista al Rio de la Plata como asi tambien con alta densidad poblacional en sus adyacencias.

El lugar de la ubicacion obedece a un megaemprendimiento inmobiliario (incluye un paseo de compras) que requiere mucha energia eléctrica , resultando necesario por ello, el establecimiento de una subestación eléctrica exclusiva.

Se trata de una subestacion que se alimentará con un cable de alta tension de 132 kV, que interconecta las Subestaciones Electricas de EDISON y NUEVO PUERTO, y estará equipada con un tablero de 13,2 kV formando a partir de la  subestacion dos secciones de nueve salidas cada una (8 cables y 1 futuro banco de capacitores), además de los dos transformadores de potencia de CUARENTA (40) MVA y sus respectivos interruptores y seccionadores para maniobra y protección y auxiliares en baja tensión asociados a estas funciones.

El problema socioambiental de las Subestaciones Electricas – efecto del electromagnetismo sobre la salud humana y el ambiente – era desconocido hasta hace poco tiempo. Fue el médico Dr Roberto Marcer, miembro de la Red de Medicos de Pueblos Fumigados y del Foro Ambiente y Salud de Vicente Lopez, quien nos ilustró y alertó sobre los efectos nocivos de los campos electromagnéticos en la salud de las personas, principalmente niños, ancianos y embarazadas, y la necesidad de actuar en la materia solicitando a las autoridades un obrar precautorio y preventivo. Asimismo fue quien expuso claramente sobre la inconveniencia de la instalacion de la Subestacion Olivos de la empresa Edenor en el lugar seleccionado por el Municipio de Vicente Lopez, advirtiendo sobre los riesgos de daño irreparable a la Salud que ello importa.

Definiciones del Dr Marcer sobre el electromagnetismo:

El conocimiento científico acerca de los efectos en la salud de los campos electromagnéticos es considerable y está basado en un gran número de estudios epidemiológicos en animales e in vitro. Muchos resultados que van desde defectos reproductivos, enfermedades cardiovasculares y neurodegenerativas han sido examinados, pero la más consistente de las evidencias a la fecha es la concerniente a las leucemias en niños. ¿Quién dice esto? No lo dice cualquiera; es el Departamento de Protección del Ambiente Humano de la Organización Mundial de la Salud.

Las radiaciones electromagnéticas también van desencadenando la aparición de una nueva enfermedad que hasta ahora no existía: la electrosensibilidad o hipersensibilidad electromagnética, reconocida en varios países europeos. Como estamos ante un fenómeno nuevo, aparece una enfermedad nueva, la electrosensibilidad, que es física y mental.

La Organización Mundial de la Salud clasifica los campos magnéticos de baja frecuencia, como es el caso de una subestación, a aquellos producidos por líneas de alta tensión, estaciones transformadoras como cancerígenos en humanos grupo 2 B

El mismo Marcer se encargó de realizar para el CELMA – y tal como lo expuso en las audiencias publicas – un pormenorizado estudio de la normativa internacional ofreciéndonos de una manera clara y sintetica el marco actualizado a nivel mundial sobre los campos electromagnéticos:

  • Resolución de Viena, 1998;
  • Declaración de Salzburgo, Austria, 2000;
  • Declaración de Alcalá, España, 2002;
  • Llamamiento Médico de Friburgo, Suiza, 2002;
  • Resolución de Catania, Italia, 2002;
  • Llamamiento de Helsinki, Finlandia, 2005,
  • Resolución del Véneto, Italia, 2006;
  • Resolución de Londres, Inglaterra, 2007;
  • Informe Bioinitiative, Estados Unidos, 2007;
  • Consejo del Panel Internacional en Campos Electromagnéticos de la Eurozona, Comunidad Europea, 2008;
  • Resolución de Venecia, Italia, 2008;
  • Resolución de Véneto, Italia, 2008;
  • Llamamiento Holandés, 2009;
  • Resolución de Porto Alegre, 2009;
  • Declaración de París, Francia, 2009;
  • Convención Internacional de Würzburg, Alemania, 2010;
  • Resolución de Copenhague, Dinamarca, 2010,
  • Declaración de Seletún, Noruega, 2011.

En ese derrotero, el Dr. Marcer señalaba el contraste de la normativa internacional con la situacion Argentina apuntando que en la resolución Nro 77 de 1998, del Ministerio de Obras y Servicios Públicos de la República Argentina (aun vigente), se estableció en 25 microteslas los estándares permitidos para los campos, cuando en otros países del mundo es 0,2 siguiendo las alertas de la comunidad cientifica. En palabras del propio Dr Marcer “Es decir que mientras la comunidad científica prende una luz de alerta para campos magnéticos iguales o superiores a 0,3 la obsoleta resolución aplicada en nuestro país es 83 veces superior a lo que los científicos del mundo civilizado consideran peligroso para la salud.

A modo tambien de homenaje al Dr Marcer, en virtud de su fallecimiento en Octubre de 2013 y siendo que el CELMA se encuentra avocado al estudio sobre la licencia ambiental de la Subestacion Electrica Olivos en el Partido de Vicente Lopez, publicamos a continuación su exposición en la audiencia publica por dicha Subestación. Se trata de una exposicion precisa y clara que brinda información actualizada sobre los efectos del electromagnetismo en la salud, la cual esta siendo ignorada por las autoridades argentinas.

EXPOSICION DEL DR ROBERTO MARCER

En el Salón AMIA de la Secretaría deEducación, sito en Carlos F. Melo 1853 planta baja de la localidad de Florida,Partido de Vicente López, provincia de Buenos Aires, a los veintiocho días delmes de junio de 2012.

Sr. PRESIDENTE (Agüero).- Tiene la palabra el doctor Roberto Marcer.

Sr.MARCER.-Buenos días, yo soy médico siquiatra y médico de pueblos fumigados. Lo quepreparé es un power point sobre los efectos del electromagnetismo.

Yo les pido disculpas, no es demasiado largo, pero como acá se presentóun estudio de impacto ambiental, con el que mucho no acuerdo, muestra otracosa. Y por otro lado yo lamento mucho como médico que no esté presente elSecretario de Salud Pública de la Municipalidad ni las personas que están a cargode lo que es Salud Ambiental. No tendría que estar el Secretario de ObrasPúblicas; tendría que estar la gente de Salud acá. (Aplausos.)

Esto que mostramos en pantalla es elefecto del electromagnetismo sobre la salud humana y el ambiente. Lapresentación la hicimos en el Foro por la Salud y el Ambiente de Vicente López, que muchosacá conocen. Está hecho solamente por vecinos; es un foro de encuentro, del quemuchos han participado, donde somos solamente vecinos y consideramos que lasalud no es una mercancía sino un derecho humano. Y los responsables del Estadotendrían que exigir la utilización de tecnologías limpias y el saneamiento deáreas que han sido contaminadas, cosa que acá no se hace.

La contaminación electromagnética oelectropolución aparece en lo que se llama la Era de la Industria y la Información. ¿Cuál esel tema? Estamos ante un contaminante relativamente nuevo, donde se estudia unfenómeno nuevo ‑que es el electromagnetismo‑ mientras este mismo se desarrolla.O sea que está adelante nuestro; nosotros como médicos estamos atrás de unfenómeno que se va desarrollando. Esto es para tenerlo en cuenta.

Esta imagen muestra cómo están puestos lostransformadores y las antenas en Vicente López.

El proyecto que hay en Vicente López esinstalar dos subestaciones eléctricas, una en la costa y otra en VillaMartelli. La de Villa Martelli ya fue aprobada, clandestinamente, no pudimoshacer nada con eso.

Sr. PARTICIPANTE.-Nadie se enteró.

Sr. MARCER.-Esta subestación de la costa, que es la que tenemos en vista, se instalará enuna zona donde vivirán y circularán miles de personas; donde existirán a la vez varias fuentes de emisión de ondas electromagnéticas, como torres de alta y media tensión, transformadores eléctricos, antenas de telefonía celular,teléfonos móviles e inalámbricos y wifi. Todo esto está comprobado que hace daño a la salud.

Y en el medio de esta telaraña invisible de distintos campos electromagnéticos estaremos las personas y el ambiente, y allí se producirá la sinergia o potenciación recíproca entre varios contaminantes. Este concepto desinergia es muy interesante. Es un viejo concepto de la medicina que hoy se está volviendo a reflotar. Viene del griego “cooperación” y es el resultado dela acción conjunta de dos o más causas, pero caracterizado por tener un efecto superior al que resulta de la simple suma de dichas causas.

Hoy nadie puede decir que al cáncer lo produce determinada cosa. Elcáncer lo producen múltiples cosas accionando en conjunto. Por eso el concepto, y tomando lo que antes decían los vecinos sobre el principio precautorio, es que cualquier cosa que sea potencialmente cancerígena no se tendría que poder usar, como es el caso del electromagnetismo, salvo en condiciones muy rigurosamente vigiladas.

¿Qué significa esto? Significa que va ahaber daños en el sistema inmunológico, neurológico y neurovegetativo poralterar el ADN celular. El electromagnetismo modifica las cadenas de ADN conlas consecuencias nefastas que puede tener. Sabemos que una célula modificada,si no se muere, puede tomar rumbos extraños; por ejemplo, producir cáncer. Unade las cosas que está comprobada alrededor de la subestación es la cantidad enorme de leucemias infantiles que hay. Esto no lo digo yo, lo dice la Organización Mundialde la Salud.

En los casos más graves las personas desarrollan tumores y leucemia. Se pudieron constatar además enfermedades neurológicas por trastornos del sueño, fatigas y dificultades respiratorias,entre otros. Otra cosa que hace, teniendo en cuenta que vamos a estar muy cercadel Centro de la Tercera Edad, es acelerar la demencia senil.

El municipio se encuentra atravesado pormúltiples líneas de alta y media tensión, sin mantener la distancia segura conla línea de edificación.

Esto habla sobre el pasillo de seguridad:es la expansión electromagnética en microtesla, donde muestra lo que distintos países exigen.

Las radiaciones electromagnéticas también van desencadenando la aparición de una nueva enfermedad que hasta ahora noexistía: la electrosensibilidad o hipersensibilidad electromagnética,reconocida en varios países europeos. Como estamos ante un fenómeno nuevo, aparece una enfermedad nueva, la electrosensibilidad, que es física y mental.

Este es un trabajo del científico alemánWolfgang Löscher, publicado en revistas internacionales indiscutibles, donde nose publica cualquier cosa. Lo que está ahí tiene un valor científicoinobjetable. Este científico descubre la promoción tumoral en un modelo decáncer por exposición a campos electromagnéticos. El que tenga interés ahítiene la referencia, puede seguir y profundizar el trabajo. Espero que la gente del ENRE lo haga.

El doctor Raúl Montenegro es un biólogo argentino, Premio Nobel de la Paz Alternativo -tampoco es cualquier cosa sino alguien que sabe mucho de esto-, especializado en biología evolutiva y estudió el comportamiento de los organismos expuestos a campos electromagnéticos permanentes. Estudió fundamentalmente la estación Sobral de Ezpeleta, donde se midieron los distintos valores de campos electromagnéticos en las viviendas,las calles y las veredas. ¿Cuáles son las conclusiones del estudio? “Las normas vigentes en la Argentina sobre exposición a campos electromagnéticos no protegen la salud de las personas sino los intereses de las compañías eléctricas”. (Aplausos.)

La Organización Mundialde la Salud clasifica los campos magnéticos de baja frecuencia, como es el caso de una subestación, a aquellos producidos por líneas de alta tensión, estaciones transformadoras…

Sra. BARBERÁN.-Se está yendo el Secretario de Obras Públicas.

Sr. MARCER.- Quese vaya.

Sr. GURVICH.-Se está yendo el Secretario de Obras Públicas del Municipio. Se ve que no debetener interés.

Sr. MARCER.- Alo mejor se asustó. Como psiquiatra creo que se asustó.

Sr. PARTICIPANTE.-Es un papelón.

Sr. MARCER.-Sigo. La Organización Mundial de la Salud lo califica como posible cancerígeno enhumanos grupo 2 B.

En 2002, en otro trabajo publicado en revistas inobjetables, el científico inglés Denis Henshaw resumió los efectos sobre la salud de distintos valores de exposición permanente a campos magnéticos. Cuando los campos son de 1,6 microteslas, hay abortos tempranos; cuando son de 1,2 microteslas, depresión de la acción antioncogénica de lamelatonina; para 0,4 -en la Argentina se permiten 25-, leucemia infantil y de adultos;para 0,2, reducción de los valores de melatonina nocturna, que por los estudios científicos comprobados últimamente, no por el electromagnetismo solamente sinopor cualquier cosa que baje la melatonina que produce la epífisis, que laspersonas viejas como yo no tenemos mucha, puede producir demencia senil. Secomprobó que las personas que toman melatonina retardan la aparición de lademencia senil. Esto es lo que comprobó este científico que producen las radiaciones electromagnéticas.

Esto que mostramos es una investigaciónrealizada en Brasil, con la gente que vive alrededor de antenas.

Esto otro es el resultado obtenido alrededor de la subestación Ezpeleta. Los resultados obtenidos durante el relevamiento realizado en Ezpeleta demuestran que una exposición crónica avalores iguales o superiores a 0,3 o 0,4 microteslas aumenta 1,7 a 2 veces el riesgo de contraer leucemia.

Actualmente alrededor de la subestaciónSobral de Ezpeleta hay 135 vecinos fallecidos y 122 enfermos de diversos tipos de cáncer.

Sr. PARTICIPANTE.-Son 170 muertes en la actualidad. El último murió hace diez días.

Sra. PARTICIPANTE.- Y los responsables de la primera muerte que haya acá van a ser ustedes. Son asesinos si ponen eso.

-Varios participantes hablan a la vez.

 Sr. MARCER.-El conocimiento científico acerca de los efectos en la salud de los campos electromagnéticos es considerable y está basado en un gran número de estudios epidemiológicos en animales e in vitro. Muchos resultados que van desde defectos reproductivos, enfermedades cardiovasculares y neurodegenerativas hansido examinados, pero la más consistente de las evidencias a la fecha es la concerniente a las leucemias en niños. ¿Quién dice esto? No lo dice cualquiera; es el Departamento de Protección del Ambiente Humano de la Organización Mundialde la Salud. (Aplausos.)

Estaría comprobado que la sobrexposición alíneas de alta tensión y transformadores provoca cáncer. Esto es un informe de la Comisión de Radiacionesno Ionizantes del Consejo Profesional de Ingeniería en Telecomunicaciones,Electrónica y  Computación, publicado enla revista Viva en el año 2007.

El relevamiento realizado por vecinos enlas inmediaciones de la subestación Wilde, en un radio de cuatro cuadras de la misma, entre cableados subterráneos, aéreos, de media y alta tensión, mencionan fallecidos y enfermos de distintos tipos de cáncer.

Esto que vemos en pantalla es el mapa de la muerte del Barrio San Juan. Una cosa que les quería aclarar es que como acá el estudio de impacto ambiental fue muy difícil, lo que estamos haciendo apartir de este momento es distribuir este Power Point, lo mismo que el escrito, en las distintas escuelas y centros barriales y sociedad de fomento de Vicente López. O sea que en la próxima semana es posible que todas las escuelas de Vicente López tengan esto en sus manos para saber dónde estamos parados. (Aplausos.)

Desde hace más de una década la comunidadcientífica internacional viene alertando sobre los efectos nocivos de loscampos electromagnéticos sobre la salud de las personas, principalmente niños,ancianos y embarazadas.

Y acá hay veinte resoluciones y declaraciones de distintos lugares del mundo, que se oponen a la instalación y mal manejo de estas centrales: resolución de Viena, 1998; declaración de Salzburgo, Austria, 2000; Declaración de Alcalá, España, 2002; Llamamiento Médico de Friburgo, Suiza, 2002; Resolución de Catania, Italia, 2002;Llamamiento de Helsinki, Finlandia, 2005, Resolución del Véneto, Italia, 2006;Resolución de Londres, Inglaterra, 2007; Informe Bioinitiative, Estados Unidos,2007; Consejo del Panel Internacional en Campos Electromagnéticos de la Eurozona, Comunidad Europea, 2008; Resolución de Venecia, Italia, 2008; Resolución de Véneto,Italia, 2008; Llamamiento Holandés, 2009; Resolución de Porto Alegre, 2009;Declaración de París, Francia, 2009; Convención Internacional de Würzburg,Alemania, 2010; Resolución de Copenhague, Dinamarca, 2010, y Declaración de Seletún,Noruega, 2011.

Como ven hay declaraciones de todos los países del mundo civilizado, del norte, como les gusta decir acá, que están preocupados por esta situación.

¿Pero qué pasa en la Argentina? Miren esto porque es muy interesante. En la resolución número 77 de 1998, del Ministeriode Obras y Servicios Públicos de la República Argentina, se estableció en 25 microteslas los estándares permitidos para los campos. Enotros países del mundo es 0,2. Es decir que mientras la comunidad científica prende una luz de alerta para campos magnéticos iguales o superiores a 0,3 la obsoleta resolución aplicada en nuestro país es 83 veces superior a lo que los científicos del mundo civilizado consideran peligroso para la salud. Esto solo muestra el disparate de lo que se va a hacer.

En la Argentina no contamos con ninguna norma sanitaria que regulela instalación de dispositivos que generan campos electromagnéticos, realizando su impacto en la salud de la población.

Vemos ahora en pantalla la Declaración de Río, que también habla sobre este tipo de problemas, y esto que vemos es el mapa de la muerte que vamos a tener nosotros acá si esto se hace.

Yo les pido disculpas, porque lo que tomé para la medición se mide con el sistema Map Source que se utiliza para los GPS y para otras mediciones. Las distancias que hay entre el extremo… porque está tomado sobre el extremo, justo en la intersección, entre el Paseo de la Costa –para mí no es VialCostero- y la calle Bartolomé Cruz. O sea que esto es menos hacia el lado nortede lo que en realidad es. Por eso pido disculpas, es todavía más serio para ellado norte de lo que es.

En la siguiente diapositiva vemos que el Centro de la Tercera Edad está a 150 metros. O sea, ahorano está a 150 metros,está pegado al Centro de la Tercera Edad.Carrefour está enfrente, a 150 metros, las torres nuevas que se están haciendo están a 200 metros. Ahí se está estafando a la gente, porque se están vendiendo torres en un lugar contaminante. La Escuela Raggio está a 400 metros. Ahí concurren un montón de alumnos y docentes durante varias horas por día quevan a estar expuestos a la radiación.

Vamos a tomar el extremo sur, es decir, un punto de la CABA, Vedia y 11 de Septiembre, 500 metros.Y abajo está Libertador y Deheza, 540 metros. Ahí podría empezar un arco. El arcosigue por Azcuénaga y Laprida, 500 metros. Libertador y Alsina, 530 metros. Aristóbulo del Valle y Madero, 560 metros. Y Bosch y Madero, 560 metros.

Si hacemos un arco todavía más amplio, por los 150 metros que va amedir la subestación, abarca una cantidad de personas que viven en un radio que está a una distancia inadecuada de acuerdo a lo que estipulan la Organización Mundial de la Salud y otros estudios. Son todas zonas pobladas, y la subestación va a estar instalada sobre zonas pobladas.

Es por ello que el Foro por la Salud y el Ambiente de Vicente López, junto conlos vecinos del Municipio, nos opondremos firmemente a la instalación de dicha subestación con todos los medios quetengamos a nuestro alcance. (Aplausos.)

Esto es para que lo vea la gente del ENRE, esto es lo que va avenir en Vicente López. (Aplausos.)

Vicente López es capaz de movilizar más de dos mil personas en una marcha en la calle, más allá de las acciones penales y civiles queiniciemos.

Esto que mostramos es otra forma de resistencia. Por lo que también hacemos responsables a funcionarios municipales y provinciales que aprueben dicha instalación del conflicto social y sus consecuencias, que posiblemente se produzcan, como los muertos por venir.

Mostramos ahora los responsables: el río en el medio, arriba el ENRE, la Municipalidad,la Presidencia de la Nación,y la provincia de Buenos Aires. Estos son los responsables. (Aplausos.)

Y como siquiatra, que después lo va a ampliar la sicóloga social, que va a hablar un poco más de las consecuencias sociales que esto va atener, acá vemos lo que va a pasar si se intenta hacer la subestación clandestinamente: va a haber represión, va a haber marchas, van a tener que poner la policía para poder hacerla.En esta última mostramos lo que está pasando en Berazategui:doble anillo policial para hacer una subestación eléctrica. Si en Berazategui pusieron doble anillo acá van a tener que poner triple anillo. Así que aquí están explicadas las consecuencias sociales. Muchas gracias, vecinos. (Aplausos.)

Revista Magna: Alimentos orgánicos: precio vs. beneficios


En comparación con los productos que habitualmente consumimos, tienen un mayor valor nutritivo, mejor sabor y están libres de tóxicos. Sin embargo, cuestan entre un 20 y un 100 % más.

Por Ma. Soledad Chiramberro | mschiramberro@revistamagna.com.ar

Los llamados alimentos orgánicos son aquellos productos agrícolas o agroindustriales que se producen atendiendo al conjunto de procedimientos denominados “orgánicos”.

El uso de técnicas no contaminantes, la disminución en el empleo de energía y de sustancias inorgánicas hacen que estos productos resulten amigables para la protección del medio ambiente, y permitan una alimentación más saludable.

En la actualidad son muchos los países que emplean este tipo de técnicas en la producción alimenticia. Incluso, de llevarse adelante el proyecto, Argentina podría convertirse en un país productor de carne ecológica.

Todos los alimentos elaborados bajo estas normas llevan una etiqueta que garantiza que son realmente ecológicos y que han pasado los controles de calidad establecidos en cada país.

Leer texto completo en Revista Magna

Reporte de resultados – MALA SANGRE


biosongmalasangre

Ponemos a disposición aquí los resultados bioquímicos de los análisis realizados a los cinco marplatenses que ofrecieron su sangre para revisar qué sustancias extrañas y tóxicas había allí, y a tres miembros de BIOS.
Estos resultados nos permiten aseverar con el rigor del dato clínico, que:

– Estamos demostrando que los agrotóxicos no “desaparecen” luego de aplicados. Algunos degradan en metabolitos que persisten y terminan en el cuerpo humano. Por ejemplo, el DDT no se usa hace años, y sin embargo tenemos DDT en nuestra sangre. Miles de litros de veneno si se evaporan están pasando de la tierra al aire, pero no desaparecen. Podemos afirmar hoy, que hay agrotóxicos en la sangre de los marplatenses.

– Estas sustancias que comprobamos que están en el cuerpo, deprimen el sistema inmunitario. Hacen a la persona más sensible a enfermar de muchas patologías. Un organismo malnutrido tiene más probabilidad de enfermar portando estas sustancias en su organismo, que cualquiera de los que hemos chequeado nuestra sangre, pues tenemos la fortuna de comer todos los días.

– Por añadidura, una persona expuesta a agrotóxicos de modo cotidiano, es más proclive a enfermar que aquéllos que no vivimos en los bordes de las ciudades y son expuestos a las derivas de las aspersiones.

Leer texto completo en: http://www.bios.org.ar/prensa/2013/13-11-05.htm